Malas comunicaciones dificultan ayuda en Afganistán tras terremoto
dificultan ayuda en Afganistán

Las malas comunicaciones y los caminos en deficientes condiciones dificultan que llegue la ayuda  a las víctimas del terremoto en Afganistán

En la zona del desastre, la ayuda comenzó a llegar este jueves a esta parte remota de Afganistán.

Como se informó, un terremoto mató a más de 1,000 personas el 22 de junio, pero las malas comunicaciones y la falta de caminos adecuados están obstaculizando los esfuerzos de ayuda.

El terremoto de magnitud 6.1 ocurrió la madrugada del miércoles a unos 160 km al sureste de Kabul; esto en montañas áridas salpicadas de pequeños asentamientos cerca de la frontera con Pakistán.

“No podemos llegar al área, las redes son demasiado débiles, estamos tratando de obtener actualizaciones“. Lo dijo Mohammad Ismail Muawiyah, portavoz del alto comandante militar talibán en la provincia de Paktika, refiriéndose a las redes telefónicas.

El terremoto destruyó más de 3 mil casas.

De acuerdo con la información recabada, por el número de víctimas, es el terremoto más mortífero de Afganistán en dos décadas.

Unas 1,000 personas habían sido rescatadas de varias áreas afectadas el jueves por la mañana.

La ciudad de Gayan, cerca del epicentro, sufrió daños significativos y la mayoría de sus edificios con paredes de adobe quedaron dañados o se derrumbaron por completo, se informó.

dificultan ayuda en Afganistán

La ciudad, solo cuenta con las carreteras más básicas, está repleta de soldados talibanes y ambulancias. Un helicóptero que traía suministros de socorro aterrizó cerca. Unas 300 personas se sentaron en el suelo esperando suministros.

Hay una gran crisis

La operación de rescate será una gran prueba para los talibanes islamistas de línea dura, que tomaron el poder en agosto pasado.

La situación humanitaria se ha deteriorado de manera alarmante desde que los talibanes tomaron el poder, dicen funcionarios de ayuda. El país quedó privado de gran parte de la asistencia internacional debido a las sanciones.

Otro punto es que la economía de Afganistán casi se ha derrumbado, dijo el secretario general de la ONU, Antonio Guterres, que llamó a donar recursos para la nación asiática.

A todo esto se suma que la sequía ha socavado la producción de alimentos y 9 millones de afganos se enfrentan a la hambruna.

“El pueblo afgano ya se enfrenta a una crisis sin precedentes tras décadas de conflicto, una grave sequía y una recesión económica”, dijo Gordon Craig, director adjunto del PMA en Afganistán.

Japón y Corea del Sur dijeron que también planean enviar ayuda.

Te puede interesar: Más de mil muertos por terremoto en Afganistán
Compártenos en

Deja un comentario