Deportistas famosos que han sufrido depresión - FARO INFORMA
Atletas con depresión.

Sabías que la depresión es una enfermedad mental que afecta a más de 300 millones de personas en el mundo y que ha cobra la vida de 800 mil personas al año. Es más común que jóvenes de entre 15 a 29 años cometan suicidio.

Esta enfermedad no respeta géneros ni estatus social, y en el mundo del deporte hay atletas de alto rendimiento que la han sufrido.

Aquí te dejamos una lista de aquellos que han padecido y padecen depresión.

Naomi Osaka, es una jugadora de tenis japonesa, ha ocupado la primera posición de la clasificación de la Asociación de Tenis Femenino en individuales y es la primera jugadora asiática en lograrlo. Actualmente ocupa la tercera posición. La tenista abandonó Roland Garros para cuidar de su salud mental.

Naomi Osaka.

Este deportista 5 veces campeón olímpico en natación, Ian Thorpe luchó contra la depresión desde la adolescencia, incluso en el 2014 fue hospitalizado tras encontrarlo errante y desorientado en una calle de Sídney. “Soy alguien que ha luchado contra los problemas mentales desde su adolescencia”, dijo.

Ian Thorpe

Michael Phelps, el más grande nadador de la historia y el deportista con más medallas olímpicas reconoció haber sido víctima de la depresión después de cada uno de los Juegos Olímpicos en los que participó (de 2000 a 2016).

Michael Phelps

Uno de los deportistas que perdió la batalla ante esta enfermedad fue el alemán Robert Enke, tras haberse suicidado en 2009. El arquero internacional se lanzó a las vías del tren. Tuvo una gran carrera: jugó en la selección de Alemania y en equipos como el Borussia Mönchengladbach y FC Barcelona, entre otros. Su registro de penales, por ejemplo, es excepcional. Salvó 14 de los 33 a los que se enfrentó en la Bundesliga.

Fue durante su etapa en Barcelona donde sufrió una profunda depresión y solo pudo jugar en contadas ocasiones, antes de volver a segunda división con el Tenerife. Regresó a Alemania en 2004, cuando fichó por el Hannover. Ahí fue elegido Guardameta del Año de 2005/06 por la revista alemana Kicker. Pero luego llegó la pérdida de su querida hija Laura, quien pasó un año en el hospital para después fallecer en septiembre de 2006, lo que se sumó a su gran miedo al fracaso y derivó en un trágico final.

Robert Enke

A sus 25 años Andrés Iniesta, estrella del fútbol español pasó por una época depresiva.

Nada más conquistar su segunda Champions League con el Barcelona en 2009 y coincidiendo con la muerte por un fallo cardíaco de su amigo del Espanyol Dani Jarque, al que luego dedicaría su gol en la final del Mundial de 2010.

“Cuando conocí la noticia tuve la impresión de recibir un puñetazo, un golpe muy potente que me dejó KO y que me hizo caer muy abajo. No estaba nada bien”, explicó el excapitán del Barça en un documental sobre él, titulado Andrés Iniesta, el héroe de inesperado.

Iniesta consultó con la psicóloga Inma Puig y con la ayuda del entonces técnico azulgrana, Pep Guardiola, logró superar la depresión y continuar con su carrera.

Andrés Iniesta.

Paul Gascoigne, otro caso emblemático dentro del fútbol quien fuera 57 veces internacional con Inglaterra, a la que llevó a las semifinales del Mundial de Italia 90. Actualmente tiene 54 años y atravesó épocas muy oscuras en su vida. Su depresión se vio muchas veces agravada por su adicción al alcohol.

Varios entrenadores y periodistas coinciden en que Gascoigne nunca llegó a desarrollar todo su potencial deportivo porque jamás pudo tener la fortaleza mental para hacerlo, siempre quedó envuelto en su adicción al alcohol y las drogas, que lo llevaron incluso a caer en la indigencia en 2010.

Paul Gascoigne.

Tom Dumoulin, fue vencedor del Giro de Italia en 2017 y subió al podio de una gran vuelta en otras dos ocasiones (segundo en el Giro y el Tour en 2018), además de ser campeón del mundo de contrarreloj (2017) y ganar una medalla de plata en esa disciplina en los Juegos Olímpicos de Rio 2016. Pero el ciclista holandés también cedió ante la presión recientemente. El pasado 23 de enero, Dumoulin anuncio su deseo de “tomar una pausa” en su carrera, que retomará la próxima semana con la vista puesta en los Juegos Olímpicos de Tokio. “¿Quién sabe dónde me llevará esto? En todo caso, voy a hablar con mucha gente, reflexionar, pasear a mi perro y buscar saber qué quiero, tanto como persona como encima de la bicicleta, y lo que quiero hacer con mi vida”, explicó el corredor, quien admitió su alivio tras decidir parar. “Es como si hubiese desaparecido de mis hombros una mochila de cien kilos”.

Tom Dumoulin.

Otro atleta quien también perdió la vida a causa de la depresión fue Christophe Dominici. Tuvo una sinuosa trayectoria: desde su sublime try contra los All Blacks en el Mundial 1999 hasta caer en el pozo de la desesperanza. En un libro publicado en 2007, Dominici habló de su depresión desencadenada por varios episodios personales: “He jugado dos Mundiales con elásticos en la espalda y nunca gané. Ahora me los he sacado de encima. Espero que eso me permitirá correr más rápido”.

Christophe Dominici.
Compártenos en

Deja un comentario