ataque a la embajada de EU

Durante el ataque con cohetes a la Embajada de Estados Unidos (EU) en la Zona Verde de Bagdad, resultaron heridas una niña y una mujer. Este jueves, al menos cuatro cohetes apuntaron al área que alberga misiones diplomáticas y la sede del gobierno de Irak. 

A pesar de que no proporcionaron más detalles de las dos lesionadas, el comunicado dijo que a los cohetes los lanzaron desde el barrio de Dora en Bagdad.

Según las autoridades, tres de los misiles volaron hasta impactares dentro de la zona destinada a la Embajada de Estados Unidos. Sin embargo, el cuarto cayó en una escuela localizada en un complejo residencial aledaño. Debido a la prohibición de hablar con medios de comunicación, los funcionarios que dieron a conocer el ataque lo hicieron bajo condición de anonimato. 

Fueron atacados por “grupos terroristas que intentaban socavar la seguridad, la soberanía y las relaciones internacionales de Irak”. Así leyó el comunicado que lanzó la Embajada de EU en Bagdad tras el ataque con cohetes.

Durante el siniestro, se pudieron escuchar las alarmas del sistema de defensa C-RAM de la embajada. Dicho sistema está programado para detectar y, supuestamente, destruir cohetes, artillería y proyectiles de mortero. 

Este ataque marcó el último de una serie de atentados con cohetes y aviones no tripulados que tuvieron como objetivo principal la Embajada de EE.UU. en Irak desde principios de año. Al parecer, estos atentados se suscitaron con motivo del segundo aniversario del ataque estadounidense que acabó con la vida del general iraní Soleimani.

Fue el jueves pasado cuando reportaron un número de ataques dirigidos a las tropas de Estados Unidos asentadas en Irak y Siria. Como resultado del lanzamiento, una base militar iraquí en la provincia de Anbar que alberga tropas americanas quedó destruida.

Juraron venganza por Qassim Soleimani

Las facciones chiítas proiraníes en Irak juraron venganza por la muerte del general Qassim Soleimani a manos de tropas estadounidenses. 

Por su parte, el principal comandante de EE.UU. para Medio Oriente, Frank McKenzie, aseguró en diciembre que prevé un incremento en el número de ataques contra el personal estadounidense. Asimismo, mencionó que dichos atentados llegarían de manos de milicias respaldadas por Irán, mismas que están decididas a sacar del país a las fuerzas de Estados Unidos. 

También te podría interesar: Tras demanda por abuso sexual de menores, el príncipe Andrés le dice adiós a sus títulos
Compártenos en

Deja un comentario