Según un reporte, cerca de 61 pasajeros de vuelos provenientes de Sudáfrica dan positivo a COVID-19 tras aterrizar en Ámsterdam.

Según un reporte, 61 pasajeros de vuelos provenientes de Sudáfrica dan positivo a COVID-19 tras aterrizar en Ámsterdam.

El pánico por la variante Ómicron comenzó. Este sábado, tras someterse a pruebas de PCR al llegar a Ámsterdam, 61 pasajeros de dos vuelos provenientes de Sudáfrica dan positivo a COVID-19 y han disparado el miedo en los Países Bajos. Esto sucedió justo antes de que entrara en vigor la prohibición de vuelos para los países del sur de África.

Ayer por la tarde, dos vuelos provenientes de Sudáfrica, uno de Johannesburgo y otro Ciudad del Cabo entraron a la lista negra del Aeropuerto Schipol de Ámsterdam. Ahí, el servicio de salud municipal (GGD) realizó más de 600 pruebas a los pasajeros provenientes de estos vuelos. Ante esto, se reportó que 61 de las personas evaluadas salieron positivas a COVID-19, aunque aún es incierto si portan la nueva variante Ómicron.

A pesar de salir negativos, todos los pasajeros quedaron retenidos en una terminal y separados del resto de los pasajeros en el aeropuerto. Los 61 contagiados están ahora alojados en un hotel en la zona de Schipol en calidad de cuarentena.

Los resultados negativos tendrán que volver a ser comprobados con otra prueba negativa y serán sometidos a cuarentena de cinco días.

Al mediodía del viernes, los Países Bajos decretaron la suspensión de todos los vuelos que proceden de los países del sur de África. Esto como medida de prevención ante la declaración de la variante Ómicron como una variante de preocupación por parte de la OMS.

Según el ministro de sanidad neerlandés, Hugo de Jonge, esta variante no había sido detectada en el país hasta ahora. Sin embargo, confesó que la llegada de esta variante podría suceder en cualquier momento y buscarán ralentizar lo más posible su llegada.

Te puede interesar: Ómicron podría haber llegado a Estados Unidos

Compártenos en

Deja un comentario